26/06/2009

Importancia de la certificación de los elementos de protección personal

Todo esto entraña riesgos y peligros frente a los cuales el hombre debe protegerse interponiendo ante ellos elementos que le permitan mantener su integridad física.

Esta realidad no escapa a la riesgosa actividad de los bomberos, constantemente acechados por el peligro del fuego y del humo, por la caída de objetos pesados, punzantes o cortantes o por explosiones.

En vista de la delicada función de los elementos de protección personal y ante la posibilidad de no puedan garantizar el desempeño para el cual se destinan, resulta necesario establecer mecanismos tendientes a evitar que se comercialicen productos que no sean adecuados para proteger a quienes los usen.

Marco legal

Como parte de los sistemas de control de riesgos de accidentes y de enfermedades laborales, el Estado Nacional, en su función de salvaguarda de la salud e integridad de los ciudadanos, en este caso, los trabajadores, estableció el mecanismo para velar por el desempeño de los productos denominados Elementos de protección personal, de modo que su comercialización se haga bajo las condiciones que lo garanticen.

En este sentido, la Secretaría de Industria, Comercio y Minería con fecha del 6 de diciembre de 1999 emitió la resolución Nº 896/99, que establece los requisitos esenciales de seguridad que deben cumplir los equipos, medios y elementos de protección personal comercializados en el país y el mecanismo para su vigilancia.

Este mecanismo de vigilancia es la evaluación de la conformidad de estos productos con las normas elaboradas por el Instituto Argentino de Normalización y Certificación, IRAM; con las normas regionales MERCOSUR (NM) y europeas (EN), o internacionales ISO, a través de la Certificación de su calidad, por parte de un organismo reconocido e independiente.

Evaluación de la conformidad

Se denomina Evaluación de la conformidad al proceso por el cual un producto es sometido por parte de un organismo de certificación, a los ensayos y verificaciones establecidos en una norma técnica reconocida, para determinar si dicho producto cumple con los requisitos que la mencionada norma estipula.

Así, para el caso de los elementos de protección personal, la Secretaria de Industria, Comercio y Minería, como autoridad de aplicación, establece el marco legal en lo relativo a la participación de entidades certificadoras y laboratorios acreditados, que son los que operan el sistema de evaluación de la conformidad para garantizar a los usuarios el cumplimiento con las normas respectivas y a su vez asegurar la transparencia y la idoneidad técnica de todos los actores involucrados.

En la actualidad la vigencia de la mencionada normativa está consolidada para los rubros de calzado de seguridad y cascos de protección, y a partir de mediados de mayo del presente año, también abarcará a los guantes de protección, todos ellos, elementos de protección que en general se usan en la industria.

Los equipos de protección personal específicos para bomberos también se encuentran contemplados dentro de la Resolución 896/99 pero, su puesta en vigencia para estos equipos se realiza en forma escalonada de acuerdo a la disponibilidad de Laboratorios de Ensayo reconocidos y a la existencia de las Normas técnicas previstas.

Es aconsejable que, para garantizar la integridad física de los bomberos, todos sus elementos de protección personal se comercialicen certificados, es decir que sólo se ofrezcan en el mercado si previamente han sido ensayados por una organización de certificación de la calidad, según una norma reconocida y hallados aptos o conformes para cumplir con dicha norma.

Es menester destacar, que el concepto de Certificación va mas allá de un mero ensayo de laboratorio realizado sobre el producto, sino que intervienen otros factores importantes, como puede ser la evaluación de la capacidad del productor para mantener el nivel de calidad del producto a lo largo del tiempo, de modo que asegure la continuidad de la conformidad con la norma respetiva de los sucesivos productos puestos en el mercado.

Para lograr esto, dependiendo del tipo de producto que se trate, se utilizan varios Sistemas de Certificación.
En el caso de nuestro país, el presente régimen de certificación obligatoria para elementos de protección personal, acepta los Sistemas de Certificación siguientes:

• Sistema N° 5 –“Marca de Conformidad” .A través del cual se realizan ensayos de tipo del producto y evaluaciones del sistema de control de calidad de la fábrica y su aceptación, seguidos de un control (vigilancia) que tiene en cuenta, a su vez, la auditoria de calidad de la fábrica y los ensayos de verificación de muestras, tomadas tanto en el comercio como en la fábrica.

• Sistema N° 7- “Ensayo de Lote”. El que debe realizarse sobre muestras representativas del producto tomadas de cada lote fabricado o importado.

Merece aclararse que, en el Sistema Nº7 Ensayo de Lote, si las muestras ensayadas satisfacen los requisitos de la norma, la certificación se limita únicamente a los productos que integran ese lote del que se extrajo la muestra y no puede extenderse a otros lotes sin antes repetir el proceso..

Certificación y Sello IRAM

Si bien es posible la certificación IRAM de lotes, está muy extendido en nuestro país el sistema de Marca de Conformidad, o Sello IRAM de calidad.

Mediante este sistema, una vez evaluada la capacidad de producción, los métodos de control de la calidad de la fábrica y ejecutados satisfactoriamente todos los ensayos exigidos en las normas de referencia, IRAM otorga el Sello y luego realiza inspecciones de seguimiento con una periodicidad determinada, para verificar la continuidad en el tiempo del cumplimiento de los requisitos (control permanente).

La obtención de la Certificación o del Sello IRAM para los elementos de protección personal dentro del marco de la Resolución 896/99, implica la autorización para distinguir al producto con la marca “S” de seguridad otorgada por las autoridades gubernamentales.

Una descripción simplificada del proceso de certificación de IRAM se puede observar en el flujograma siguiente:

Cabe destacar que en el marco del régimen de certificación obligatoria los ensayos se realizan en Laboratorios reconocidos por la Dirección de Comercio Interior.

En el caso que la certificación no sea obligatoria, es decir en el ámbito voluntario, los ensayos de los productos pueden realizarse con el equipamiento que posee la fábrica, bajo la supervisión y evaluación del IRAM.

Perspectivas y conclusiones

Día a día miles de trabajadores en nuestro país se benefician por la aplicación de la certificación obligatoria de elementos de protección personal, en un proceso que se va consolidando continuamente, con la progresiva incorporación de nuevos rubros.

Para los fabricantes de estos productos, el contar con la Certificación representa una mejor imagen empresarial, a la vez que mantienen bajo control el proceso y el producto, lo que les facilita el acceso a los mercados.

El éxito del sistema se ve sustentado además en la función de los profesionales de la higiene y seguridad en el trabajo que sólo admiten el uso por parte de los trabajadores de elementos confiables, y de los empresarios y sindicatos que acompañan este esfuerzo en común.


Autor : Mario Paunesa

Compartir en facebook
Compartir
Compartir en twitter
Compartir

CONSEJO NACIONAL DE BOMBEROS VOLUNTARIOS DE LA REPUBLICA ARGENTINA
www.bomberosra.org.ar | Hipolito Yrigoyen 1628 2° Piso | Buenos Aires | Argentina

BomberosRa
Síguenos en YouTube
Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook
Síguenos en Google Plus